lunes, 7 de enero de 2019

¿Odio los propósitos de año nuevo?



Seguramente se estarán preguntando la razón del título de la entrada y la verdad es que me encanta hacer clickbait (broma). Como todo el mundo en año nuevo, los lectores también nos proponemos cosas en el ámbito de las lecturas, cómo, por ejemplo, leer un libro en un idioma diferente al nuestro, leer ciertas novedades, leer más libros escritos por mujeres, leer más clásicos, comprar ciertos libros por los que hemos esperado algún tiempo o tratar de salir de nuestra zona de confort y probar nuevos géneros literarios. En realidad, existen dos tipos de personas: las que cumplen todos sus objetivos, a quienes respeto y admiro mucho, porque seguramente son individuos disciplinados, constantes y que se esfuerzan en el año; y está el otro lado de la moneda, estamos quienes solemos perder un poco el rumbo y acabamos dejando a medias nuestros proyectos.

El año pasado hice una entrada con mis metas como lectora y déjenme compartirles que me di cuenta de que soy una experta en no cumplir mis objetivos porque no hice ni la mitad de lo que me comprometí a hacer. Creo que está bien proponernos cosas que nos ayuden a cambiar y a poder ser la mejor versión de nosotros mismos, pero no tenemos que esperar a que sea inicio de año, podemos hacerlo cualquier día de nuestras vidas. Claro que es muy fácil empezar, porque tenemos la motivación del inicio de año, pero a veces es muy difícil continuar hasta el final, por lo que cómo dice una canción deberíamos hacerlo pasito a pasito. Este año 2019 estoy decidida a establecer las cosas que quiero y deseo hacer (como casi todos), pero no sólo eso, también es muy importante que seamos específicos en cuando y cómo lo vamos realizar. Deberíamos describir todo tan a detalle como Víctor Hugo. Esto es algo nuevo que voy a tratar de implementar, porque creo que, cómo todo, las pequeñas cosas que hagamos diariamente pueden llevarnos a obtener muy grandes y buenos resultados.

Así que me uniré al reto de Goodreads, ¿qué clase de persona sería si no? Pero no me siento especialmente comprometida o forzada en este caso, ya que luego de que dejara de leer tan seguido el año anterior, creo que me costará un poco encontrar mi ritmo de lectura otra vez, así que no me presionaré demasiado. Por sobre todas las cosas también voy a tratar de dejar mi mal habito de autoengañarme. No sé si a alguien más le pasa, pero al menos yo, a veces quito los pies de la tierra y comienzo a exigirme demasiadas cosas que están fuera de mi alcance y realidad. Así que ese sería uno mis consejos para todos ustedes, que empecemos a ponernos metas pequeñas que nos lleven a cumplir grandes objetivos para que no acabemos decepcionados o frustrados por la aparente falta de resultados inmediatos. Las cosas que realmente valen la pena no siempre son fáciles de conseguir, así que espero que cumplan con todos sus propósitos, porque más que un año de nuevos inicios, debería ser uno año donde nos comprometamos a luchar por llegar hasta el final.

Posdata: Muchas gracias por los casi setecientos seguidores y a todas las personas que siguen leyéndome a pesar del tiempo. Finalmente, el cinco de enero el blog cumplió dos años y no podría estar más feliz. Cuando inicié este proyecto, nunca esperé que fuera a convertirse en algo tan importante para mí. Gracias por todo.

¡Nos leemos en la siguiente entrada!

5 comentarios:

  1. ¡Holaaa!

    En fin, depende mucho de como te tomes lo de los propósitos de año nuevo... está claro que la mayoría de la gente no los cumple porque, como dices, el cambio tiene que hacerse todos los días y no es fácil ser constante, pero bueno. Yo también creo que lo mejor es ponerse metas que sean asequibles y no presionarse demasiado, que luego vienen las frustraciones.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    La verdad es que me parece un razonamiento muy lógico y que sin duda muchas personas deberían leer y aplicarse. Yo soy de esas personas que suele cumplir casi todos sus objetivos porque siempre me los pongo realistas, y siempre retos que de verdad me motiven y no me sean complicados de cumplir. No me he puesto a revisar a fondo cómo me han ido los míos, pero dentro de nada le echaré un vistazo^^

    ¡Nos leemos!
    Lua.

    ResponderEliminar
  3. Hola gracias por la entrada en mi caso yo me propongo objetivos que se que voy a cumplir y me comprometo yo creo que lo importante es hacernos propositos realistas y dar lo mejor para cumplirlos. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! No sé por qué no conocía tu blog, ¡con lo maravilloso que es! Ya definitivamente me quedo por aquí, tienes una seguidora más y me pasaré por aquí semanalmente. Me pasa igual que a ti con el tema de los própositos. Me puse tres y no cumplí dos. O sea, que divinamente jajajaja. Pero hay que tomarse las cosas con humor y verle el lado positivo. El reto de Goodreads es el reto que hay que aceptar para entrar en la secta de los lectores... ¡Qué mal ha sonado eso, no? jajaja
    ¡Un besito y hasta la próxima entrada! Mo-

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! No hay duda, yo pertenezco al segundo grupo -__-... También suelo desviarme de mis propósitos, por ejemplo para el 2018 se supone que iba a leer más libros de romance (género que poco leo) y ¿qué pasó? Comencé a leer uno que ni terminé. Es más, el año pasado ni pude cumplir con mi reto de Goodreads Dx, pero como soy terca, este año (como todos) me propondré un nuevo reto y para darme ventaja, será algo holgado.

    Por cierto, soy nueva en tu blog y me ha gustado mucho.
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar

Copyright © 2016 Lectora Aficionada , Blogger